♥ GATO ♥

https://sirenadelia.files.wordpress.com/2012/06/75bb4-tumblr_mn4313jqwn1s7aky5o1_1280.jpg

–  EL   SR. GATO  –


Es un mamífero doméstico de la familia de losfelinos, perteneciente a la especie Felis silvestris catus.  Es un pequeño mamífero carnívoro de lafamilia Felidae. El gato está en convivencia cercana al ser humano desde hace unos 9500 años.

Los nombres actuales más generalizados derivan del latín vulgar catus, palabra que aludía especialmente a los gatos salvajes en contraposición a los gatos domésticos que, en latín, eran llamados felis.

Hay docenas de razas, algunas  sin pelo incluso  sin cola, como resultado de mutaciones genéticas, y existen en una amplia variedad de colores.

Son depredadores por naturaleza, siendo sus posibles presas más de cien especies diferentes de animales para alimentarse. También son animales que pueden asimilar algunos conceptos, y ciertos ejemplares pueden ser entrenados para manipular mecanismos simples.

Se comunican con gemidos, gruñidos y alrededor de un centenar de diferentes vocalizaciones, además del lenguaje corporal. Puede ronronear, indicando típicamente que el animal está bajo un estado de placidez. Sin embargo, también puede significar que está angustiado, afligido o experimentando dolor, ante la presencia de otros gatos -por ejemplo, cuando una madre se encuentra con sus cachorros- o para lograr los fines que desean de sus amos.

Los gatos ven a los humanos como a un sustituto de sus madres, viviendo una especie de prolongación durante su madurez de la época en la que son cachorros.

Al contrario de lo que se suele suponer, en estado salvaje el gato es un animal muy social, que llega a establecer colonias más o menos jerarquizadas. Es un animal cazador y los machos marcan el territorio orinando.

Su vejez no es gradual, como la humana, sino abrupta. Generalmente duerme todo el día, sin desarrollar ninguna otra actividad.


Poseen una extraordinaria agilidad para su relación tamaño/peso corporal. Además, un gato puede pasar por rendijas muy estrechas bastándole que le quepa la cabeza, ya que sus clavículas disponen de un pequeño cartílago que le otorga una enorme elasticidad.

Los gatos se valen de sus uñas para escalar y siempre las afilan en superficies blandas y accesibles, como pueden ser árboles, muebles, alfombras rústicas.

Una creencia popular sostiene que siempre aterrizan sobre sus patas -lo cual hacen generalmente-; durante una caída, un gato puede girar y enderezar por reflejo su cuerpo utilizando su sentido del equilibrio y su gran flexibilidad.

Sus sentido del olfato y oído son superiores en muchos aspectos a los del ser humano. Estos, junto con avanzados receptores de la visión, gusto y tacto, lo hacen uno de los mamíferos con un sistema sensorial más sofisticado.

Los humanos y los gatos poseen un rango de audición similar. Sin embargo, los gatos pueden oír sonidos a tonos mucho más altos, incluso mejor que los perros. Pueden escuchar 2  octavaas más alto que los humanos y una octava y media más que los perros. Cuando están escuchando algo, sus orejas rotan en esa dirección. Pueden rotar las orejas independientemente para precisar el origen del  sonido efectuado a casi un metro, con un margen de error de 7,5 cm. Cuando detectan un sonido fuerte es muy probable que salgan asustados y si no llega a ser tan fuerte simplemente repliegan las orejas hacia la nuca.

Diferentes análisis indican que su visión es superior durante la  noche a la de los humanos, e inferior a la de estos durante el   día. En presencia de luz abundante, el  íris del ojo del gato se cierra considerablemente. La variación en el color de los ojos de un gato se debe a la interacción de la luz.

Poseen cerca de una docena de cerdas sensitivas denominadas ” vibrisas” en el labio superior y algunos en las mejillas, sobre los ojos y en el mentón. Las vibrisas pueden detectar pequeñas variaciones en  el viento, permitiéndole saber si se encuentra ante algún obstáculo, sin necesidad de visualizarlo. La posición de las vibrisas indican su talante: apuntan hacia adelante si su actitud es amigable y curiosa; y se posicionan hacia atrás -sobre su cara- si su actitud es agresiva o defensiva.

Se cree que el gato salvaje africano (Felis silvestris lybica) es su ancestro más inmediato. Sin embargo, al tratarse de una subespecie puede intercambiar —y de hecho lo hace— material genético con otras subespecies de  Felis silvestris. Se ha detectado hibridación con el gato montés europeo. Esta hibridación masiva se considera la principal amenaza para la conservación de las variantes salvajes. Está incluido en la lista 100 de las especies exóticas invasoras más dañinas del mundo de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza.

 – EL GATO EN LA CULTURA POPULAR –

Seguramente por su agilidad y fortaleza, y por su habilidad de caer sobre sus patas, se dice popularmente que tienen  siete vidas, nueve en el mundo anglosajón, en ambos casos un número considerado de la buena suerte.

Por cuestiones culturales, en Occidente no se acostumbra comer gatos. Este hecho, la ingesta de gatos, perros u otros animales de compañía, suele causar repulsión entre la población. No obstante la expresión “dar gato por liebre” proviene de la sospecha de que los venteros, cuando no tenían liebre o conejo, servían gato.

Durante el Siglo de Oro se usaban bolsas hechas de piel de gato para guardar el dinero, que acabarían llamándose “gatos”. De ahí vendría la expresión “aquí hay gato encerrado”, con el significado de un tesoro o secreto oculto a la mirada.

La costumbre de agarrar a los gatos por la cola, daría lugar a la expresión “buscarle cinco patas al gato”, refiriéndose a la cola como “quinta pata” y significando una búsqueda de explicaciones rebuscadas sin demasiado fundamento.

Debido a su carácter nocturno, y a que en la oscuridad es más difícil distinguir los colores, aparece la expresión “de noche todos los gatos son pardos” refiriéndose a la falta o poca relevancia de las diferencias entre lo que se menciona, o a la dificultad de distinguir dichas diferencias. Proviene de la referencia a que en la oscuridad de la noche, es más fácil ocultar los defectos de una mercancía.

Los cascabeles usados para espantar la presa del gato, dan lugar a la expresión “ponerle el cascabel al gato”, refiriéndose a la fuerza de los más débiles para doblegar la voluntad de alguien más poderoso.

El  Profeta Mahoma, fundador del  Islam, le gustaban mucho los gatos quienes lo acompañaban en su casa y en sus predicaciones.

Una leyenda de Turquía afirma que les permitió entrada al paraíso y que siempre caen de pie porque el Profeta gustaba de acariciarles el lomo. Otra leyenda asegura que, cuando su gata favorita llamada Muezza, se quedó dormida sobre la manga de su túnica, prefirió recortar la manga que despertarla (algunas leyendas afirman que es, a partir del afecto de Muezza que Mahoma permite entrar a los gatos al paraíso y caer siempre de pie). La predilección de Mahoma por los gatos ha provocado que en algunos países musulmanes se les tengan especiales cuidados y cariños.

 – HISTORIA Y MITOLOGÍA –

No se sabe exactamente cuál fue la primera cultura en domesticarlos, aunque siempre se ha asociado su domesticación a los egipcios, los asirios o alguna cultura predecesora a partir del  gato silvesre africano. Se han descubierto restos de domesticación de F. silvestris en  Chipre que datan de hace 9.500 años.

Él es el alma del egipto antiguo, y el portador de cuentos de ciudades olvidadas en Meroe y Ophir. Él es el pariente de los señores de la selva, y heredero de los secretos de la vetusta y siniestra África. La Esfinge es su prima, y él habla su idioma, pero él es más antiguo que la Esfinge, y se acuerda de lo que ella ha olvidado.(HP Lovecraft).

Se cree que los egipcios empezaron a domesticarlos en torno al año 4000 a.C. para mantener a las ratas y ratones fuera de sus graneros. Para los egipcios eran animales sagrados y, como tales, el castigo por matar a uno de estos era la  muerte del responsable, aunque se hubiera producido de forma accidental, y cuando un gato doméstico moría, los miembros de la familia se enlutaban y se rapaban las cejas en señal de dolor. Las familias pudientes hacían momificar los cuerpos de sus gatos fallecidos; en 1890, en Berni Hassan, se descubrió un antiguo cementerio de gatos en el que se llegaron a contar 300.000 momias de gatos embalsamados.

 

La diosa  Bastet era representada con cabeza de gato

Bastet, diosa de la mitología egipcia, se solía representar como una gata sentada o como una mujer con cabeza de gata, que en la mano lleva un sistro (instrumento musical). Bastet representa la dulzura maternal y la feroz defensa de los hijos, así como el placer, la feminidad y la alegría. Además era la diosa de la música y la danza. Sin embargo, Bastet era una diosa impredecible que podía mostrarse tierna o feroz en cualquier momento. De todas las razas de gatos actuales, el abisinio sería el más parecido a esa representación.Cuando los romanos invadieron Egipto también los consideraron sagrado y lo trajeron a Europa.

Fueron los marinos quienes sacaron a los gatos de Egipto y los llevaron por todas las partes del mundo, especialmente por Asia. De hecho, ya en el 500 a. C. eran comunes en China. Primero eran de la nobleza, después del pueblo.

El gato es enigmático y está familiarizado con las cosas extrañas que los hombres no pueden ver.

Durante la  Edad Media, se pensaba que eran familiares de las  brujas. A veces se los quemaba vivos o se los tiraba desde la cumbre de edificios altos durante las festividades. Los gatos negros muchas veces fueron víctimas de la Iglesia Católica contra los ritos paganos. De hecho, en el siglo XV se extendió la creencia de que eran animales de ritos diabólicos y brujerías. Por ello, la simple posesión de un gato, sobre todo si era negro, bastaba para acusar a una persona de brujería. Esta absurda relación con ciertos ritos diabólicos les valió ser perseguidos y asesinados.

En el mundo occidental es común la creencia de asociar al gato negro con la mala suerte (aunque hay excepciones, por ejemplo, en el  Reino Unido). Para las personas supersticiosas, que se cruce un gato negro de forma súbita, es augurio de infortunios.

En los tiempos actuales la  Iglesia Católica ha incluido a este felino con los demás animales domésticos y tíenen a sus santos protectores, similar a los antiguos egipcios sin importar la raza y el color.

Es uno de los doce animales del ciclo de 12 años del  zodíaco vietnamita, relacionado con el  calendario chino (en este último, el signo zodiacal es el  conejo o también gato).

En el Tíbe se los considera desde tiempos inmemoriales guardianes de reliquias y templos posiblemente por la robustez ostensible e inteligencia atribuidas a la variante siamesa que allí en la cima del mundo, se desarrolla. Animal sagrado, venerado y a veces mimado excesivamente, en el seno del budismo tibetáno se le considera acompañante en el tránsito obituario, y, en los sueños lúcidos, el subconsciente del que sueña (o viaja) es representado por un gato gigante, obeso, mudo y bonachón.

También los Celtas tenían especial predilección por los gatos. Era básicamente un animal benéfico, cuyos ojos son considerados la puerta del Otro Mundo. El Cath Palud (Gato Palu) es un monstruo mitológico celta que escapa a este buen concepto general de los felinos.

Para los marinos, los gatos dan buena suerte. Sus supersticiones les llevan a tener a bordo de la nave gatos que les acompañan durante la travesía y que alejan las ratas del barco. Y, aunque ellos casi no aprecian el agua en general, se adaptan muy bien a la vida del mar.

En el  Reino de las Hadas…

El carruaje de la bella diosa celta Freyja, era llevado por dos hermosos felinos.

Freyja frecuentemente conduce un carro de guerra  tirado por un par de grandes gatos.

Se cree que los gatos que tiraban de su carro eran los Skogkatt o gato de los bosques noruego,

también se ha sugerido que pudieran ser linces boreales

(predador nativo de los bosques europeos y siberianos) .

– Los gatos son sagrados para Freyja –

Freyja, es una de las diosas mayores en la mitología nordica y germánica de la cual se preservaron numerosos relatos que la involucran o la describen.

En las Eddas, Freyja es descrita como la diosa  del amor , la belleza y la fertilidad. La gente la invocaba para obtener felicidad en el amor, asistir en los partos y para tener buenas estaciones.

Freyja también era asociada con la  guerra, la  muerte, la mágia, la  profecía y la riqueza. Las Eddas mencionan que recibía a la mitad de los muertos en combate en su palacio llamado Fólkvangr,  mientras que Odín recibía la otra mitad en el Valhalla. El origen del  seid y su enseñanza a los Æsir se le atribuía a ella.

Freyja es la diosa más venerada junto con Frigg, y su culto parece ser el más prevalente e importante de los dos.

  A Freyja  tambien se la representa como una mitológica princesa de  Suecia. Su padre Nijöðr es visto como un mítico rey de Suecia y también se menciona a su hermano Frey. La madre de Freyr y Freyja es la hermana de Njörðr, quien generalmente es relacionada con la antigua diosa germánica Nerthus, como era costumbre entre los Vanir y permitido por sus leyes.

Durante el gradual y violento proceso de cristianización de Escandinavia y luego de extendido y completado el proceso de cristianización, Freyja y muchos elementos asociados con ella fueron  demonizadas por la creciente influencia de misioneros cristianos. Luego de que la influencia cristiana fuera consolidada en ley, restos de su fe se conservaron en la clandestinidad, principalmente en zonas rurales, sobreviviendo hasta tiempos modernos en el folclore germánico y más recientemente reconstruida en varias formas del neopaganismo germánico.

 

– LA  NÉBEDA ES LA PLANTA FAVORITA DE LOS GATOS –

( Nepeta cataria )

Menta de gato, menta gatuna, albahaca de gatos, gatera, gataria y nébeda

Es una planta natural de Europa que crece en terrenos baldíos, talúdes, cetos, terraplenes, enalrededores de de las casas de campo y en ruinas de casas viejas.

Esta planta desprende un fuerte olor a menta que atrae a los gatos es una delicia para ellos (de ahí su nombre común).

A los gatos se le hace irresistible esta planta. Comen sus flores, olisquean, mastican y se frotan en sus hojas y vuelven una y otra vez por una dosis de su embriagadora esencia.

Los aceites aromáticos de esta planta hacen que los gatos que la ingieren se comporten en un principio de manera muy juguetona, pero a medida que aumentan los efectos del aceite, su comportamiento se hace más extraño. Empiezan a rodar sobre sí mismos como si estuvieran en éxtasis, cazan ratones imaginarios, etc.

No todos los gatos se estimulan en el mismo grado, y un tercio de los gatos no responderá en absoluto. Esta diferencia de respuesta de un gato a otro es, probablemente, debido a factores medioambientales, genéticos, y el sexo del gato (atrae sobre todo a las hembras pero tambien a los machos y machos castrados).

 

 

 – LAS PERSONAS QUE AMAN A LOS GATOS –

Las personas que aman a los gatos evitan las relaciones de fuerza.

Temen a los que levantan la voz, a los que se atreven a hacer escándalos.

Sueñan con un mundo tranquilo.

Quisieran ser lo que son sin que nadie les reproche nada.

Son hábiles huyendo de los conflictos y se defienden mal cuando son agredidos.

Prefieren callarse, a pesar de que, así, puedan parecer traidores.

Tienen tendencia a replegarse sobre sí mismos, a la devoción.

Son fieles a sueños de infancia que no osan revelar a nadie.

No temen para nada el silencio. Y no tienen conflictos con el paso del tiempo.

Las personas que aman a los gatos adoran la independencia que éstos tienen,

porque les garantiza su propia libertad.

No soportan los impedimentos ni para ellos mismos ni para los demás.

Tienen el orgullo de querer ser elegidos cada día por aquellos a los que aman

y que podrían partir libremente, con la puerta abierta, sin correa, sin negociación.

No quieren obtener las cosas por la fuerza.

Priman ante todo al individuo y sus dones personales y están poco inclinados a la política.

Las tendencias generales, las grandes corrientes, los movimientos de opinión, las muchedumbres…

les dejan tan circunspectos como a su gato un plato de dudoso aspecto.

Y si su convicción les lleva al compromiso, una parte de ellos queda siempre observando,

lista para replegarse en su territorio íntimo e idealista, siempre en la franja, como sus compañeros,

de un pacto entre la sociedad y la vuelta a una vida salvaje dentro de su imaginario.

– Extracto del libro Gatos de Fortuna. Anne Duperey –

CURIOSIDAD  SOBRE EL GATO COMO AMULETO DE LA SUERTE

EL GATO DE LA SUERTE –  MANEKI-NEKO –

Según la tradición japonesa el mensaje que transmite el gato con el movimiento de su pata es el siguiente:”Entra, por favor. Eres bienvenido”.

A sus pies se debe colorar monedas de diferentes países y denominación juntos con tres o múltiplos de tres monedas chinas ( unidas por una cinta o cordel rojo)

Importante: Si no son de tu agrado abstener de comprar algo que no te gusta, puesto que su energía nunca se activara.

 

El Zhaocai Mao en China o Maneki-neko en Japón, también conocido como “gato de la suerte” o “gato de la fortuna”, es una popular escultura japonesa, la cual se dice que trae buena suerte a su dueño. La escultura representa a un gato, particularmente de la raza bobtail japonés, en una actitud de llamada y no saludando como la mayoría de la gente piensa.

Puede ser vista frecuentemente en tiendas, restaurantes y otros negocios. Suele ser un gato que levanta su pata izquierda invitando a la gente a entrar en los negocios y en la pata derecha una moneda antigua japonesa llamada kobán (小判); tiene por lo general un collar con una cascabel que se cree ahuyenta los malos espíritus. En las versiones originales de porcelana, la pata solía estar siempre levantada, aunque en las nuevas versiones de plástico la pata suele moverse de arriba abajo. También la altura a la que la pata es alzada puede variar de una escultura a otra. Se dice que cuanto más alta sea esta, la llamada del gato atraerá a los clientes desde mayor distancia.

– LEYENDAS SOBRE EL MANEKI NEKO –

Hay diversas versiones de la leyenda de este simbolismo.Estas son tres de las mas conocidas:

Durante el siglo XVII, en la era Edo, en la época de los señores feudales, existía en Tokio un templo que había conocido días mejores y que tenía serios problemas económicos y estaba semi-destruido. El sacerdote del templo era muy pobre, pero aun así, compartía la escasa comida que tenía con su gata, Tama.
Un día, un señor feudal, un hombre de gran fortuna e importancia llamado Naotaka II ((井伊直孝)) fue sorprendido por una tormenta mientras cazaba y se refugió bajo un gran árbol que se encontraba cerca del templo. Mientras esperaba a que amainara la tormenta, el hombre vio que una gata de color blanco, negro y marrón, le hacía señas para que se acercara a la puerta del templo. Tal fue su asombro que dejó el refugio que le ofrecía el árbol y se acercó para ver de cerca a tan singular gata. En ese momento, un rayo cayó sobre el árbol que le había dado cobijo.
A consecuencia de ello, el hombre rico se hizo amigo del pobre sacerdote, financió las reparaciones del templo y éste prosperó, con lo que el sacerdote y su gato nunca volvieron a pasar hambre.
Tras su muerte, Tama recibió un solemne y cariñoso entierro en el cementerio para gatos del Templo Goutokuji, y se creó el Maneki Neko en su honor.


Una cortesana llamada Usugumo, que vivía en Yoshiwara (al este de Tokio) tenía un gato al cual amaba y criaba con mucho cariño. Una noche, el gato empezó a jugar con su kimono y se lo fue llevando a rastras. Daba igual lo que ella dijera, el gato seguía con su juego.
El propietario del burdel, al ver aparecer al gato con el kimono, y pensando que el animal estaba embrujado, le cortó la cabeza. Ésta salió volando hasta el techo, donde sin querer mató una serpiente, al parecer preparada para atacar en cualquier momento.
Usugumo quedó sumida en el dolor por la muerte de su mascota. Para hacerla feliz, uno de sus clientes le hizo un retrato en madera de su gato, y se lo dio como regalo. Esta imagen del gato pasó a ser conocida como Maneki Neko.
Una señora mayor que vivía en Imado (este de Tokio) se vio forzada a vender su gato debido a la extrema pobreza en la que vivía. Poco tiempo después, el gato se le apareció en un sueño, y le dijo que hiciera su imagen en arcilla.
La anciana se encargó de crear la estatua tal y como le dijo el gato, y no tardó en venderla. Se dedicó a hacer más estatuas, viendo que gustaban a la gente y las compraban encantados. Muy populares se volvieron anciana y gato, y pronto la mujer se hizo próspera y rica.

– MANEKI NEKO  SIGNIFICADO  SEGUN SU FORMA Y COLOR   –

Dependiendo la pata que el Maneki-neko levante tiene distintos significados:

 Si saluda con la pata  derecha: se dice que trae prosperidad y dinero.
Si saluda con la pata  izquierda, atrae visitas, también se cree que cuanto más alto levante la pata, los atrae desde mayores distancias.
Si saluda con ambas patas, protege al hogar o establecimiento.

 Dependiendo de su color también tiene distintos significados

 Trícolor (blanco. negro. naranja ). Tradicionalmente es el gato que más suerte da, y se dice que trae fortuna a los viajeros.Ese tipo de tricolor se llama  Calicó, que son los colores más comunes en un bobtail japonés (raza de gato japonés).
Verde: Atrae la salud y seguridad en el hogar y los buenos resultados en los estudios.
Blanco: Pureza, cosas buenas por venir.
Plata o Dorado: Suerte en los negocios.
Azul: Cumplir los sueños.
Rojo: Éxito en el amor y/o ahuyenta lo malo.
Amarillo: Economía.
Negro: Evitar la mala suerte y aumentar la felicidad.
Rosa: Elegir a la persona con quien contraer matrimonio

Anuncios

SI TE HA GUSTADO ESTE POST ME ENCANTARIA SABERLO

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s